El Servicio Jesuita a Migrantes anunció, que junto las clínicas jurídicas de las universidades Diego Portales y Alberto Hurtado, realizaron una presentación ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) a raíz de las expulsiones decretadas por el gobierno en el denominado Plan Colchane.

Hemos solicitado una medida cautelar en favor de un grupo de personas venezolanas contra quienes se dictaron órdenes de expulsión en el contexto del Plan Colchane. Si bien es cierto que estas personas han hecho ingreso irregular a Chile, no pueden ser expulsadas en forma colectiva y sin garantías del debido proceso, ni pueden devolverlas a un país en que el ejercicio de sus derechos está siendo amenazado”, señala el comunicado.

La temática de las expulsiones sin el debido proceso ha sido abordada por la Segunda Sala de la Corte Suprema, en que se ha establecido un criterio en que si la persona es denunciada al Ministerio Público cuando ingresa ilegalmente, no basta con que el Ministerio del Interior se desista de esa denuncia para declarar la expulsión por vía administrativa. Los jueces han indicado que este sistema utilizado viola el debido proceso y el derecho a defensa. Es por esto que han acogido varios recursos de amparos de ciudadanos extranjeros.

Francisca Vargas, de la Clínica Jurídica de Migrantes y Refugiados de la UDP señaló en Twitter que “presentamos una solicitud de medida cautelar en favor de personas expulsadas por el #planColchane. Expulsión deshumanizada y contraria a normas de DDHH frente a una crisis humanitaria”.

Fuente: En Estrado

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *