Las y los 16 niños que participaron en el proyecto “Exploradores” del Servicio Jesuita a Migrantes (SJM) de Antofagasta evaluaron las actividades y plantearon sus preferencias para el diseño del siguiente.

El Servicio Jesuita a Migrantes de Antofagasta, a través de una metodología participativa acaba de culminar un interesante proceso de evaluación del trabajo realizado durante este año con los niños, niñas y familias que forman parte del proyecto “Exploradores”. En este contexto, los 16 participantes expresaron cuál es su lugar favorito de la capital regional, señalando la Plaza Bicentenario, opinión que impactará las decisiones de SJM en relación con el trabajo sobre niñez desde el espacio público, la calle o la plaza en la región.

Nicole Mellado, promotora Intercultural del SJM Antofagasta, comenta que otro de los ámbitos evaluados fue el institucional, donde consultaron el quehacer de la Fundación en la región y las respuestas sorprendieron positivamente. «Hubo consenso en decir ‘que ayudan a los migrantes´, esto quiere decir que nos perciben como un lugar seguro, de apoyo y de confianza”, explica la experta y a renglón seguido enfatiza que esta evaluación es consistente con los objetivos inspiradores de estos talleres y de nuestras actividades en general, ya que  “buscamos generar espacios seguros, divertidos que empaticen con sus historias de vida, identidad y diversidad cultural”, dice.

El Proyecto “Exploradores” en Antofagasta se realiza en el marco del proyecto Niñez Migrante Protegida que el SJM desarrolla durante el 2021 junto a la Subsecretaría de la Niñez, dependiente del Ministerio de Desarrollo Social.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *