El Programa Laboral del Servicio Jesuita a Migrantes (SJM) está implementando dos líneas de trabajo para apoyar personas migrantes y  para la generación de ingresos, bajo los formatos independiente y dependiente. La iniciativa incluye a 60 personas de Estación Central y fue financiada por el Fondo de Desarrollo de Economía Popular (FODEP) y la Fundación Luksic. 

Para los trabajadores independientes una de las iniciativas implementadas ha sido “Recetas con sabor a historia”, en la  que los mismos participantes han compartido en una Cocina Comunitaria recetas, que se vinculan con sus historias familiares y que, al mismo tiempo permiten fortalecer vínculos y compartir saberes significativos.

Francisca Ibáñez, Responsable del Programa Laboral del SJM, explica que “quisimos trabajar en torno a las recetas que nuestras mismas beneficiarias y beneficiarios conocían para que las intercambiaran en talleres, generando con esto un bonito vínculo entre ellos, debido a que han podido compartir parte de sus historias, recuerdos y saberes. Ya realizamos con gran éxito un taller en el que preparamos ceviche y otro sobre pan de pascua”.

Para los trabajadores independientes también existen espacios de capacitación en temáticas de emprendimiento realizadas por equipos del Banco de Chile, Duoc UC y la Fundación Más, esto incluye igualmente apoyo personalizado por parte de una profesional de acompañamiento y la entrega de un fondo para el financiamiento de un negocio. 

Trabajadores dependientes 

De cara a los trabajadores dependientes, el SJM está realizando un conjunto de talleres de capacitación realizados por Fundación Emplea y de apresto laboral, éstos últimos incluyen la confección de currículums y cómo enfrentar entrevistas. Además implementamos procesos de intermediación laboral y vinculación con empresas ofertantes. Para ello realizamos tres gestiones laborales, ofreciéndoles opciones de empleo concretas para que las personas definan si las toman o no en función de su conveniencia. 

3 respuestas

  1. Fui una bendecida de servicio jesuita migrante,a sido un primer peldaño en lo q me gusta mucho la repostería mil bendiciones a todos y cada uno de los que hacen de esto una realidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *